jueves, 22 de septiembre de 2011

MIGAJITAS DE AMOR

Imagen de internet
Hambrienta de amor te
 supliqué migajitas que
tu no estabas dispuesto
a darme lloraba impotente
al no conseguir tu amor
y tu te hacías cada vez
más fuerte y yo vista
por ti una mujer cada
segundo más débil
te jactaste de ello
mucho tiempo y mira
tu por donde las cosas
cambiaron y ahora eres
tu quien viene a mi
pidiendo migajitas de
mi amor que yo no
quiero darte ni regalarte
Verónica


4 comentarios:

silvo dijo...

Hay quen ve debilidad en los sentimientos de los demás, se merece lo que le pasó, mejor, en el amor, pedor todo que es lo que se suele dar, me gusta el poema, besos

Verónica dijo...

Para Silvo
Es cierto, se lo mereció por no estar a la altura, a mi me hace mucha gracia como las cosas pueden cambiar, y lo que está arriba al poco puede estar abajo y viceversa.
Me alegra que te guste, mil gracias Silvo
Besos, feliz noche

María dijo...

Hola amiga

Me gusta tu poema, claro como las mañanas de verano.
Alguna vez tenemos que plantar cara.
Besos y feliz fin de semana.

Verónica dijo...

Para María
Hola María, muy buena noche
Me alegra mucho que te guste, y comparto totalmente tu opinión.
Besos buen finde