domingo, 30 de octubre de 2016

NOCHE DE DIFUNTOS

No sabía si era real
o una percepción suya
lo que si sabía era
que cómo cada año
se volvería a encontrar
en aquella noche de difuntos
con sus seres queridos
aquellos que ya se habían ido
regalándole sus visitas
y cada uno de ellos le dejaría
un amoroso beso
en cada mejilla
y así seguiría hasta
que estuviesen juntos
para siempre...
No temas sus presencias
es un regalo Divino
un hurra por aquellos
que no temen
lo que no entienden
pero que algún día
se les abrirá la mente.
Verónica O.M

8 comentarios:

trimbolera dijo...

Y mientras llega ese día acariciamos recuerdos. Besetes.

Verónica O.M. dijo...

Los recuerdos es una forma de mantenerlos vivos en el corazón.
Besos, buen fin de semana, Angelines

Sara O. Durán dijo...

Un misterio. Que no hay que temer, menos rechazar. Sí que es un regalo divino ese contacto.
Un abrazo.

CRISTINA dijo...

Vero, algunos lo pasarían muy mal si tuvieran una visita del más allá... Nos quedaremos con sus recuerdo que será lo más apropiado.
Besitos.

TORO SALVAJE dijo...

A ver si se me abre la mente pronto.

Besos.

Alfa Fon-Amor dijo...

Si los recuerdos,abrazos.

Nieves Martín dijo...

Que momento más bonito. Se dice que esta noche la línea entre ellos y nosotros es mucho más fina, por momentos imperceptible.

Besos y feliz noche

Rafa Hernández dijo...

Y a todos nos llegará, y ojalá nos podamos reunir con ellos.

Besos Verónica.