jueves, 5 de julio de 2018

NO QUIERO IRME TODAVÍA 15

NO QUIERO IRME TODAVÍA CAPÍTULO N°15 novela 



Simpática imagen de internet
                        
Al rato de estar en la consulta, Maite empezó a sentirse mejor ya que parecía que aquella mujer la podría ayudar. No creía en espíritus y menos en esos que hacen daño intencionado. Pero a pesar de no creer, allí estaba esperando que solución aquella vidente encontraba para su problema.

-El espíritu de su marido debe irse hacia dónde debe, no le corresponde estar aquí, y depende lo bueno o malo que haya sido deberá irse a un lugar u otro.

¿Como era su marido, bueno o malo?

-Mi marido era normal, supongo que como somos todos.


-Pues yo intuyo que no era demasiado bueno, aún es más pienso que era perverso, y que su espíritu lo sigue siendo.


-Mi marido no era así como usted lo pinta.


-Me parece a mi que usted no lo conocía en absoluto.

La vidente buscaba con la mirada a Rabioso, su gato, y al no verlo por allí...
-Espere un momento por favor que ahora vuelvo.
Esmeralda al salir de la habitación, llamó al gato.
-¿Rabioso, dónde estás?

-Miau, miau, miauuuuu.


La mujer se dirigió hacia la entrada de la vivienda, ya que al parecer sus maullidos llegaban desde allí.

-¿Rabioso, qué haces aquí?

El gato estaba sentado enfrente de la misma puerta, y se estaba afilando algunas uñas,  ya que al parecer en la pelea que tuvo con el espíritu de Manuel se le habían roto.


-Rabioso, ya te peleaste con alguien?

El gato que la entendía a la perfección movía la cola afirmando.

-¿No será con alguien que acompañaba a la mujer?


Rabioso, con desenfreno la volvió a mover.


-¿Y dónde está ahora?


El gato la miró y empezó a arañar la puerta.


-¡Tráelo para dento!

Esmeralda le abrió la puerta, Rabioso se dirigió a la calle en su busca.

El espíritu de Manuel en cuanto lo vio echó a correr.

Y sin darse cuenta, ya estaba otra vez dentro de aquel lugar del que anteriormente tuvo que salir a escape.
-¡Seré gilipollas!

Rabioso entró detrás de él y con la cabeza cerró la puerta.
Autora Verónica O.M.
Continuaráu

8 comentarios:

Rafa Hernández dijo...

Me parece que la batalla entre Manuel y Rabioso, va a ser más sonada, que muchas de las grandes batallas de la historia. Vamos en el caso de que Maite siga acudiendo a la consulta de la vidente, porque vea que le da resultado.

Besos Verónica.

Verónica O.M. dijo...

Del gato debería ser la consulta, ja,ja, Esmeralda sin él no acertaría ni una.
Besos 😀

Flor dijo...

Me parece a mi que aquí los papeles están invertidos , Esmeralda gato , gato vidente , jajajajaj ya veremos como acaban , besos para ti guapa de esta flor de veraneante sin salir de su macetero.

Verónica O.M. dijo...

Si que están invertidos, ja,ja, te imaginas a un gato atendiendo a clientes? ja,ja.
También se pasa bien en casa y sin tanto lío.
Besos 🌸

Sara O. Durán dijo...

Oyeee, ese es un gato muy capaz. Le hace el negocio a Esmeralda.
Un beso. 🌼

Verónica O.M. dijo...

Ja,ja, todas las videntes querrán un Rabioso.
Besos 🌸

AMALIA dijo...

Un gato muy sagaz.
Seguro que es muy listo.
Besos

Verónica O.M. dijo...

De verdad que lo es, sobre todo para Esmeralda.
Besos 🌹